¿Crisis? El comportamiento de compra en los hogares mexicanos durante el 2017

0

El año inició con una fuerte caída en el índice de confianza del consumidor, según el INEGI. El 91.4% de las familias sintieron que estaban viviendo un entorno de crisis, pero los indicadores económicos no reflejaron esta situación, incluso durante el primer semestre, un 86% de los hogares pensó que estábamos atravesando una crisis y que su hogar había sido afectado por ella, de acuerdo con el estudio ConsumerWatch de Kantar Worldpanel México.

A sabiendas de ello, la agencia en investigación de mercados dio seguimiento a 6 ejes de crisis que se repiten en recesiones de otros países.

Más frecuencia, menos tickets

Los hogares mexicanos incrementaron sus compras más planeadas en Despensa y Reposición en canales modernos como autoservicios, bodegas, tiendas club y mayoristas. Lo que buscan es tener un mejor precio para sobrellevar el incremento del mismo y esto implica cambiar tanto de canal de compra como de tamaños. Actualmente este eje no se ha cumplido.

Crecimiento del Canal tradicional

Si vemos cada formato de canales, el tradicional sigue siendo el principal en México, pero no ha logrado repuntar este año, ya que se han perdido viajes de compra por categorías básicas. Es claro que las familias mexicanas están comprando en otros canales de cercanía e incrementando sus compras en canales modernos. Aunado a esto, se están sumando más canales de compra, por lo que no se ve cercano un crecimiento para las tiendas tradicionales.

Incremento en precios

El 42% de las categorías tuvieron un incremento por arriba de la inflación. Aunque 9 de cada 10 categorías incrementaron su precio este año, solo un 44% se han adquirido en menor volumen. Hay que destacar que el incremento se debe a que los hogares han elegido tamaños más pequeños o marcas más caras.

Mix de tamaños

En lo que va del 2017, se ha vuelto más estable la variación de tamaños que adquieren los hogares en México. El 52% de las categorías permanecen estables. El 32% adquiere productos de menor tamaño que el que se compraba un año atrás. Los niveles medios son quienes más migran a tamaños medianos (un balance entre precio y desembolso). Sí se cumple este eje, pero no igual que en 2009, ya que ahora se están haciendo compras más espaciadas en canales modernos.

Marcas de Bajo Precio

Este punto todavía no cumple, ni ha incrementado el porcentaje de lo que se compra en promoción, ya que la “estrategia de los hogares” ha estado relacionada con buscar tamaños y canales que les ayuden a tener un menor gasto. En el último trimestre ha disminuido el gasto, en categorías como postres o cuidado personal. Se destina mayor proporción del gasto en categorías básicas, principalmente alimentos, bebidas y lácteos.

Tipo de cambio

Por la renegociación del TLCAN el tipo de cambio ha variado en las últimas semanas, llegó a su peor nivel a finales de octubre y mediados de noviembre sobrepasando de nuevo los $19.00 pesos. Banxico con su programa de subastas de billetes logró “regresarlo”, pero con la aprobación del plan presupuestario de Estados Unidos se puede experimentar otro periodo de volatilidad, el cual será pasajero.

Durante los primeros 9 meses del año, los hogares han tenido que hacer malabares para hacer rendir su gasto, a diferencia de cuando se vivió la crisis en 2009, los hogares han optado por hacer compras más planeadas, lo que implica un mayor desembolso que se compensa con mejores precios. Sin embargo, se detectó que algunas categorías incrementaron su gasto para consumirlos dentro de la casa.